Existen momentos en la vida en los que por diferentes circunstancias, se nos dificulta realizar gestiones personalmente; motivo por el cual, terminamos pidiéndole ayuda a terceras personas para lograr realizar estas diligencias que, aunque en ocasiones parezcan irrelevantes, requieren de ciertos protocolos.

En formato Word

En formato PDF

Otra plantilla diferente:

En formato Word

En formato PDF

Es evidente que, hay tareas en las que los requisitos exigidos, requieren nuestra presencia o un permiso especial otorgado por el interesado para que otra persona pueda realizar determinadas gestiones en su nombre. Es en este punto, es donde entra en juego un escrito primordial para esas ocasiones; se trata de una carta de poder, documento que, como representante de una persona, se debe presentar para actuar en trámites referentes a dicho otorgante.

¿Qué es una carta de poder?

Una carta de poder es un documento legal en el cual se concede de manera consciente permisos; bien sea a un amigo, familiar, abogado o en general alguna persona de nuestra entera confianza para que realice trámites que por variadas razones no podemos realizar nosotros mismos.

Este tipo de carta permite que el representante a quien se le ha otorgado el poder, pueda realizar cualquier tipo de gestión (entiéndase esto como asuntos legales e incluso financieros) por el otorgante; siempre y cuando esté debidamente plasmado en el papel o que en su defecto, la ley no obligue a la asistencia personal de quien solicita.

 ¿Qué tipos o formatos de carta de poder existen?

Según sea el caso o la necesidad, existen varios tipos de carta de poder pues, cada una de estas posibilita un procedimiento. Esta poderosa herramienta es tan importante e implica tantos riesgos a su vez, que es sumamente necesario que el otorgante tenga presente que dependiendo de la circunstancia, puede encontrar un formato único.

En ese sentido, existen dos maneras en las que se clasifica una carta poder; generales y específicas; la primera concede al apoderado la posibilidad de encargarse de los trámites asignados de forma indeterminada y sin grandes límites para proceder; mientras que la segunda se crea para el cumplimiento de actividades puntuales, por lo que su validez es sólo durante la realización de los procesos indicados.

Entre los tipos de carta de poder se encuentran:

  • Carta de poder simple, cuando necesitamos realizar algún trámite considerado muy protocolar, pero con menor importancia; es decir, aquellas diligencias en las que nuestro patrimonio actual no corra gran riesgo, se hace uso de lo que se conoce como carta de poder simple. Este tipo de carta puede presentarse de dos maneras, limitada o general; con ella se recurre a gestiones que no implican grandes tomas de decisiones.
  • Carta de poder administrativa, esta carta es aquella mediante la cual el solicitante concede permisos a un apoderado, para que éste pueda realizar diligencias de orden financiero y administrativo en su nombre. Mediante este documento, también es posible que el delegado haga otros tipos de negocios en nombre de su representado.
  • Carta de poder notarial, esta carta es aquella considerada con mayor legalidad pues, concede al otorgado el debido permiso para actuar como apoderado y por ende a la toma de decisiones importantes. Es por ello que, este documento debe expresar con claridad los poderes que el solicitante quiere otorgar.

La carta de poder notarial es mayormente usada en empresas para autorizar a terceros a toma de decisiones importantes, entre otros asuntos de igual relevancia.

  • Carta de poder judicial, es una carta manejada específicamente por un abogado pues, por medio de ella, se concede a un apoderado la autoridad para resolver trámites de índole judicial en nombre del solicitante. Estas cartas son especiales para manejar casos de demandas y todo aquello referente al ámbito judicial.

¿Cómo llenar una carta de poder?

La manera de llenar una carta de poder es bastante sencilla; sin embargo, al ser este un documento en el que se redacta y otorga permisos importantes a terceras personas, siempre es relevante conocer con exactitud la manera en la que esta debe ser llenada; con ello evitamos cometer errores que nos perjudiquen a corto, mediano o largo plazo.

Los renglones que constituyen estas cartas se identifican claramente, así que lee bien y empecemos con el llenado.

  • Fecha,  en este punto se debe colocar la fecha en la se pretende que la misma inicie con su vigencia; es decir, independientemente del día en el que empiezas a llenar tu carta, acá debes indicar que la validez de ésta empieza a correr justo en la fecha propuesta y especificada en este renglón. Por ejemplo,

El día de hoy 03-09-2021 llenas tu carta, pero quieres que el apoderado empiece a usarla a partir del 20-09-2021, entonces la fecha a colocar es la última.

  • Nombre del solicitante o representado, en este apartado debes colocar el nombre del solicitante y no de la persona a la que se le cederá el poder. Por ejemplo,

Quieres darle permisos a un amigo para que este retire tu título universitario en tu nombre, entonces el nombre que debes colocar en esta sección es el tuyo.

En ese aspecto se hallará la palabra “presente”, esto es indicativo de que el autorizado estuvo presente al momento del llenado del documento.

  • Concedo,  en la línea que empieza diciendo “mediante la presente”, debes continuar con la palabra concedo, autorizo, confiero o alguna de estas palabras con las que se indica que cedes permisos, seguida por el nombre completo del otorgado. Lo correcto sería así,

Por medio de la presente, concedo al Sr. Manuel Alejandro Salas Lemus

  • Mí, este renglón tiende a confundir un poco por el espacio tan grande que se observa y en el cual solo debemos colocar una palabra corta pero llena de posesión “mi”. Es en este punto donde indicas lo que buscas con esta carta, por lo que debe quedar algo así,

Poder general para que en  mi  nombre y total representación.

  • Autorización otorgada, en este punto aparecerá una serie de opciones, que no son más que los permisos que deseas ceder a la persona o apoderado indicado en la carta. Estas opciones son dadas para efectos de una carta simple pues, los otros tipos de carta demandan en muchas ocasiones redacción diferente.
  • Leyenda,  la leyenda en estas cartas no son más que formalidades expuestas para beneficio del otorgante y jamás para perjudicar, por lo que esta sección no es relevante ni necesario que sea llenada por nuestra parte.
  • Firmas, este es el último paso de la carta y el que imprime mayor relevancia pues, sin las firmas pertinentes, esta carta no tendría validez alguna, así que en esta sección vas a encontrar cuatro renglones claramente identificados.

Acepto el poder, debajo de esta frase se coloca el nombre completo, seguido de la firma del apoderado.

Otorgante, nombre completo y firma de quien cede el poder.

Por último resta colocar nombres y firmas de los dos testigos; por lo general se presenta un testigo por parte del otorgante y otro por parte del otorgado, esto con la finalidad de que ambas partes en caso de algún incidente puedan dar fe y testimonio de los poderes (otorgado y recibido) por este medio.

Consejos para redactar una carta poder

Como has podido notar a lo largo de este artículo, una carta de poder es un documento que implica mucha sutileza y gran atención al momento de su redacción o llenado pues en ella quedan en juego una parte importante de nuestras vidas, es por ello que:

  • Siempre es aconsejable que para la redacción y llenado de esta carta, cuentes con el asesoramiento de un abogado.
  • Escoge como apoderado a una persona de tu entera confianza y no lo tomes a la ligera.
  • Evalúa y estudia muy bien el tipo de trámite que necesitas realizar, para que dependiendo de ello, puedas hacer uso de la carta de poder que se adapte a tu necesidad.
  • Redacta un borrador en el que coloques la lista de los poderes que quieres otorgar.
  • Coloca una fecha en la que consideres que debe vencer el poder otorgado.
  • Por último verifica que no queden espacios en blanco en tu carta, de ser así rellenalos con una raya, recuerda todo lo que arriesgas con estos documentos.